Petite Heure Minute «Dragon»: Primera colaboración entre Jaquet Droz y el artista John Howe

Después de que la famosa casa de relojes Jaquet Droz anunciara la colaboración con John Howe, el conocido por su dirección artística de El señor de los anillos, en días pasados se dio a conocer la primera creación, misma que da un lugar de honor a una criatura mítica, micro-pintada en dos series muy limitadas.

El Dragón es mucho más que una criatura mítica. Es algo que nunca ha existido, pero que siempre ha estado ahí. Desde el Big Bang hasta el fin de los tiempos, encarna la renovación perpetua, tanto el mal como la redención.

Un hombre se ha convertido en un destacado especialista en ellos. John Howe es una leyenda del arte fantástico, así como el ilustrador y artista conceptual de las trilogías El Señor de los Anillos y El Hobbit de Peter Jackson. 

Howe ha dado forma al Dragón en este imaginario colectivo y ha colocado a la criatura mítica en el contexto de su historia milenaria, revelando su riqueza pasada, así como sus diversas dimensiones contemporáneas.

Jaquet Droz y John Howe revelaron los primeros signos de esta asociación única a fines de 2020. Por un lado, una marca milenaria de Alta Relojería, que se ha convertido en un maestro en las técnicas artesanales, con creaciones que se han extendido a lo largo de los siglos al tiempo que abraza cada uno de sus cambios. 

Por otro, un artista polifacético cuyos diseños capturan la esencia de su tiempo, transmitiendo los mitos y creencias que se han anidado profundamente en la mente de las personas durante miles de años.

El “Dragón” de Petite Heure Minute es el fruto de esta unión. Jaquet Droz le dio a John Howe la esfera abierta de su modelo con horas descentradas para que el artista dejara su propio estilo, huella e inspiración. Sobre un fondo de esmalte Grand Feu azul oscuro, el Dragón cobra vida cuando su cuerpo se encaja en el hueco de la caja de 41 mm, disponible en oro rojo u oro blanco.

Nacido en Canadá, John Howe, de 62 años, ha vivido en Neuchâtel durante 30 años. Su creación revela un Dragón muy simple que vuelve a la esencia de sus primeros diseños. Ha requerido toda la gama de técnicas decorativas de Jaquet Droz para reproducir cada relieve, contorno y volumen.

Ya es una realidad esta verdadera obra de arte, con dimensiones únicas y una obra maestra pictórica monocromática, que emerge de una esfera con tonos dominantes compartidos gracias a la delicadeza de sus características.

El Dragón de lengua roja sostiene una perla luminosa en sus garras conocida como la Perla del Dragón. Se asocia tradicionalmente con la felicidad, la abundancia, la sabiduría y el conocimiento para su dueño. En el simbolismo imperial chino, representaba la sabiduría del Emperador y la perfección de su mente. Esta es tanto la esencia sagrada del Dragón como su poder. 

En la actualidad, realza estas dos series muy limitadas de 18 piezas, que funcionan con un movimiento de cuerda automática. La atención precisa al detalle, de acuerdo con el arte del asombro tan apreciado por Jaquet Droz, se extiende al peso oscilante dorado, que ha sido meticulosamente grabado a mano para representar la cola del dragón con sus innumerables escamas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *