Apuesta Sedema por rescate y producción de especies nativas en viveros

Apuesta Sedema por rescate y  producción de especies nativas en viveros 
Apuesta Sedema por rescate y  producción de especies nativas en viveros 

CIUDAD DE MÉXICO. La Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) impulsa una estrategia de reconversión en los viveros Yecapixtla, Nezahualcóyotl y San Luis Tlaxialtemalco, lo que ha permitido incrementar la producción de árboles y otro tipo de plantas, así como rescatar especies nativas con la recolección de semillas.

Con el aumento en la producción de los viveros, de 2019 a la fecha se ha podido plantar 32 millones 826 mil 348 nuevos árboles y otro tipo de plantas en toda la ciudad, además de permitir la creación y rehabilitación de 16 parques ubicados principalmente en zonas periféricas con mayor carencia de acceso a espacios públicos, lo que ha beneficiado a 6.3 millones de habitantes.

“Los viveros tienen su importancia porque vamos a reducir el periodo que lleva la misma naturaleza en repoblarse, al tener los viveros aceleramos esa regeneración produciendo la planta en el vivero y llevándola a los sitios de plantación para que sigan haciendo su función dentro de las áreas verdes”, aseguró Ernesto Brito Villa, coordinador de los viveros Yecapixtla y Nezahualcóyotl.

TE PUEDE INTERESAR: La CDMX tendrá 200 jardines para polinizadores en siete alcaldías de la ciudad

Desde el Vivero Yecapixtla, inaugurado en 1973 y ubicado en Morelos, Brito Villa explicó que la razón de establecer este sitio fuera de la Ciudad de México se debió a las características del clima que tiene esta zona y que son “muy benevolentes” para producir plantas a bajo costo y sin la presencia de meteoros como las heladas.

“Este vivero se compone de 150 hectáreas, actualmente tenemos en producción unas 60 hectáreas donde se producen herbáceas, árboles y arbustos principalmente. De aquí han salido unas 400 mil plantas, principalmente nativas para ser sembradas en la Ciudad de México, algunas de ellas salvias, suculentas, gramíneas como son los pastos, el caso del pasto muhlenbergia, principalmente árboles como la ceiba, la astronómica que, aunque no son nativas tienen una función importante dentro de las áreas verdes”, precisó.

El Vivero Yecapixtla tiene una producción programada de 150 o 200 mil por año, y muchas de las plantas que ahí se se producen y que se les da mantenimiento han servido para llevar a cabo los programas de reforestación y plantación en diferentes áreas de la Ciudad de México como en los Pilares (Puntos de Innovación, de Innovación, Libertad, Arte, Educación y Saberes), en los Bosque de Chapultepec y de San Juan de Aragón y también para contribuir con el programa Mujeres Polinizadoras.

El coordinador de los viveros Yecapixtla y Nezahualcóyotl dijo que el reto ahora es continuar e incrementar la cantidad de especies nativas para aprovechar los beneficios que estas plantas tienen dentro del ecosistema, incluidos algunos agaves, toda vez que son fundamentales para mantener a los insectos polinizadores.

“Antes se llevaba a cabo la producción de acuerdo con la demanda que pedía la gente y las mismas áreas de los viveros y de las áreas verdes. (En esta administración) se ha volteado hacia la nativa para obtener beneficios. Por eso es importante pedir la cooperación de toda la gente para que conserve y respete estas áreas, la producción en los viveros cuesta mucho trabajo”, agregó.

Déjanos tu comentarios en TWITTER FACEBOOK